CUANDO SE SUFRE DE FORMA GRATUITA

TOÑI PALACIOS

7/1/2023

 

Hola amigas, algunas ya me conocéis, para las que no me conozcáis, os diré que mi empresa trata de “Pelo”, Extensiones, Pelucas especiales, quimioterapia, alopecias en general.

Hoy quiero contaros algo que pasó sobre el mes de octubre del pasado año.

Recibí una llamada para atender a una chica muy joven, calculo que estará entre los 16 y 18 años, según las fotos que me mandaron vi una joven como otra cualquiera con su gran melena al viento con poses divertidas y una gran sonrisa.

El día que llegó a nuestro centro, su imagen no tenía nada que ver con las fotos recibidas.

Como es costumbre, la atendió una de nuestras chicas, en algunas ocasiones ellas son las que tienen el primer contacto directo con nuestro cliente y hacen las preguntas correspondientes para determinar cuáles son las necesidades y elegir la mejor opción. 

Siendo una chica tan joven, supuse lo duro que resulta esa primera toma de contacto, pero no imaginé el alcance del problema.

Mi colaboradora Natalia, salió con lágrimas en los ojos después de hablar con ella. Me contó que había perdido la totalidad del cabello a consecuencia del bullying que estaba sufriendo, y que venía acompañada de su tía porque su madre sin fuerzas para afrontarlo no podía dejar de llorar.

Natalia, como tantas otras veces, se recompuso y con total profesionalidad le hizo las pruebas necesarias hasta que M Ángeles ( es el único dato que se de ella) se vio de nuevo guapa.

Como algunas de vosotras sabéis nuestra empresa recoge cabello donado, reitero mi agradecimiento a todas las que habéis pasado por aquí con ese menester. Ese cabello donado se convierte en una donación anual a algún niño o joven necesitad@.

Este año nos pareció que esta sería una donación perfecta, dado al alto coste del precio del cabello natural de esa largura, coste que iba a asumir la tía de M Ángeles.

 

 Le pedí que escribiera algo para colgar en redes sociales e intentar sensibilizar y visualizar este problema tan corriente ahora.

Esto es lo que escribió:

Me dijo que le escribiera como me sentía para visualizar mi problema…

Como me siento? Pues en el día de hoy mi vida ha vuelto a cambiar ya que anteriormente pensaba que no era guapa, bonita o preciosa, mi vida cambió por culpa de personas que no entiendo ni entenderé jamás el porqué de ese daño gratuito hacia mi.

Que hice yo para merecer el que una persona que no conocía de nada me hiciera daño por haber estado “enamorada “ de la persona que en ese momento consideraba “mi novio” y que ahora era el suyo, recibí insultos por la calle, me escupió, me dibujo penes en mi moto, amenazas de muerte (la cual nunca pensé que se llevaría a cabo pero…) Yo me callé y me calle hasta que note que mi pelo empezaba a caerse y caerse hasta que cuando ya he hablado con mis padres ha sido muy tarde. 

He tenido tratamientos muy fuertes los cuales tenía que probar en mi cuerpo con el fin de ver la reacción, para después probar en mi cabeza, he sufrido quemaduras y tomado corticoides que me hicieron engordar, el tratamiento que tengo ahora me provoca nauseas constantes, mi estado es de tristeza, Para poder verme un poco mona utilizo spray para teñir las calvas hasta que no he podido más y he aprendido a ponerme pañuelos.

Hace una semana he empezado un tratamiento psicológico que creo me ayudará mucho. 

Me siento muy agradecida por la donación que me han hecho, ahora me siento mejor y comienzo a ver las cosas de forma más positiva.

En el momento que esta chica volvió a reconocerse en el espejo, de una forma casi mágica cambió su semblante, y ni os digo cuando además le notificamos la decisión de que fuera ella la afortunada de la donación de este año.

Unos días antes de la Navidad, entraron en mi centro una pareja que solicitaba hablar con el encargado, yo que mi puesto es la recepción, me identifique como responsable. Ellos eran los padres de M Ángeles que venían a agradecer el trato para con su hija. Entonces hice salir a todos los integrantes de nuestra empresa ya que todos habíamos colaborado en la felicidad de la chica. Los padres nos dijeron cosas que nos hicieron llorar de alegría a todos, y nos trajeron un presente Navideño que compartimos.

La moraleja de este largo relato, es que aunque des sin esperar recibir, algunas veces recibes más de lo que das. Todas vosotras que habéis dado vuestro cabello, sois partícipes de la felicidad de esta joven y su familia.

Y por último os pido una reflexión sobre el tema que nos ha ocupado. Creo que tenemos la obligación de concienciar a nuestros niños y jóvenes del daño que se puede hacer.

Gracias, amigas por leer hasta aquí.

 

Toñi Palacios

Hola amigas, algunas ya me conocéis, para las que no me conozcáis, os diré que mi empresa trata de “Pelo”, Extensiones, Pelucas especiales, quimioterapia, alopecias en general.

Hoy quiero contaros algo que pasó sobre el mes de octubre del pasado año.

Recibí una llamada para atender a una chica muy joven, calculo que estará entre los 16 y 18 años, según las fotos que me mandaron vi una joven como otra cualquiera con su gran melena al viento con poses divertidas y una gran sonrisa.

El día que llegó a nuestro centro, su imagen no tenía nada que ver con las fotos recibidas.

Como es costumbre, la atendió una de nuestras chicas, en algunas ocasiones ellas son las que tienen el primer contacto directo con nuestro cliente y hacen las preguntas correspondientes para determinar cuáles son las necesidades y elegir la mejor opción. 

Siendo una chica tan joven, supuse lo duro que resulta esa primera toma de contacto, pero no imaginé el alcance del problema.

Mi colaboradora Natalia, salió con lágrimas en los ojos después de hablar con ella. Me contó que había perdido la totalidad del cabello a consecuencia del bullying que estaba sufriendo, y que venía acompañada de su tía porque su madre sin fuerzas para afrontarlo no podía dejar de llorar.

Natalia, como tantas otras veces, se recompuso y con total profesionalidad le hizo las pruebas necesarias hasta que M Ángeles ( es el único dato que se de ella) se vio de nuevo guapa.

Como algunas de vosotras sabéis nuestra empresa recoge cabello donado, reitero mi agradecimiento a todas las que habéis pasado por aquí con ese menester. Ese cabello donado se convierte en una donación anual a algún niño o joven necesitad@.

Este año nos pareció que esta sería una donación perfecta, dado al alto coste del precio del cabello natural de esa largura, coste que iba a asumir la tía de M Ángeles.

 

 Le pedí que escribiera algo para colgar en redes sociales e intentar sensibilizar y visualizar este problema tan corriente ahora.

Esto es lo que escribió:

Me dijo que le escribiera como me sentía para visualizar mi problema…

Como me siento? Pues en el día de hoy mi vida ha vuelto a cambiar ya que anteriormente pensaba que no era guapa, bonita o preciosa, mi vida cambió por culpa de personas que no entiendo ni entenderé jamás el porqué de ese daño gratuito hacia mi.

Que hice yo para merecer el que una persona que no conocía de nada me hiciera daño por haber estado “enamorada “ de la persona que en ese momento consideraba “mi novio” y que ahora era el suyo, recibí insultos por la calle, me escupió, me dibujo penes en mi moto, amenazas de muerte (la cual nunca pensé que se llevaría a cabo pero…) Yo me callé y me calle hasta que note que mi pelo empezaba a caerse y caerse hasta que cuando ya he hablado con mis padres ha sido muy tarde. 

He tenido tratamientos muy fuertes los cuales tenía que probar en mi cuerpo con el fin de ver la reacción, para después probar en mi cabeza, he sufrido quemaduras y tomado corticoides que me hicieron engordar, el tratamiento que tengo ahora me provoca nauseas constantes, mi estado es de tristeza, Para poder verme un poco mona utilizo spray para teñir las calvas hasta que no he podido más y he aprendido a ponerme pañuelos.

Hace una semana he empezado un tratamiento psicológico que creo me ayudará mucho. 

Me siento muy agradecida por la donación que me han hecho, ahora me siento mejor y comienzo a ver las cosas de forma más positiva.

En el momento que esta chica volvió a reconocerse en el espejo, de una forma casi mágica cambió su semblante, y ni os digo cuando además le notificamos la decisión de que fuera ella la afortunada de la donación de este año.

Unos días antes de la Navidad, entraron en mi centro una pareja que solicitaba hablar con el encargado, yo que mi puesto es la recepción, me identifique como responsable. Ellos eran los padres de M Ángeles que venían a agradecer el trato para con su hija. Entonces hice salir a todos los integrantes de nuestra empresa ya que todos habíamos colaborado en la felicidad de la chica. Los padres nos dijeron cosas que nos hicieron llorar de alegría a todos, y nos trajeron un presente Navideño que compartimos.

La moraleja de este largo relato, es que aunque des sin esperar recibir, algunas veces recibes más de lo que das. Todas vosotras que habéis dado vuestro cabello, sois partícipes de la felicidad de esta joven y su familia.

Y por último os pido una reflexión sobre el tema que nos ha ocupado. Creo que tenemos la obligación de concienciar a nuestros niños y jóvenes del daño que se puede hacer.

Gracias, amigas por leer hasta aquí.

 

Toñi Palacios

Centro Capilar Nicolás